Control Ambiental España Sur

Salud Medioambiental
 

CONTROL DE SALAS BLANCAS


Una sala blanca, cuarto limpio o sala limpia (en inglés, clean room) es una sala especialmente diseñada para obtener bajos niveles de contaminación. Estas salas tienen que tener los parámetros ambientales estrictamente controlados: partículas en aire, temperatura, humedad, flujo de aire, presión interior del aire, iluminación.
Hoy en día, en numerosos sectores de producción hay que supervisar y controlar la concentración de partículas del aire. Debe evitarse de forma efectiva cualquier tipo de contaminación. Por ejemplo, en la fabricación de semiconductores, en las instalaciones médicas o en la industria farmacéutica, así como en la industria agroalimentaria.
Simplemente moviendo los brazos normalmente, una persona sentada desprende hasta 10 millones de partículas por minuto. La tarea de la técnica de salas blancas consiste en contrarrestar de forma eficaz los peligros para el proceso de trabajo procedentes de las personas y del lugar de trabajo. Con una sala blanca se consigue una zona definida en la que se puede trabajar en condiciones "puras". Estas condiciones cada vez son necesarias en más sectores: en los ámbitos médicos, en labores de investigación, en los sectores alimentario, farmacéutico, electrónico o de semiconductores.






Para Ampliar Información

Descargar Nuestro Dossier Especifico